25 de enero de 2020. notifications
menu desktop_windows
Columnas Social

Bendición de la capilla del deporte

Dr. Leonel Rodríguez R.
TORREÓN, COAH., miércoles 11 de diciembre 2019, actualizada 9:38 am


Enlace copiado

Fue el día 22 del pasado mes de octubre cuando en una ceremonia religiosa que tuvo lugar en el Santuario del Complejo Turístico y Religioso del Cerro de las Noas la cual fue precedida por el Obispo de Torreón Monseñor Luis Martín Barraza Beltrán, y ante la presencia de la imagen de San Juan Pablo II que se llevó a cabo la bendición de la misma, la cual, minutos después, fue conducida en peregrinación hacia la Capilla número 4 donde en un altar fue colocada y bendecida y desde ese momento se conocería con el nombre de la Capilla del Deporte, misma que dará cabida a todas y cada una de las disciplinas deportivas que se llevan a cabo en toda la comarca lagunera de ambos estados. Dicho Recinto Religioso fue sufragada por Alfredo Alemán Baños Director y organizador de las carreras pedestres que se llevan a cabo en la comarca lagunera y que después de más de tres años hizo realidad esta capilla del Deporte, dedicada a Juan Pablo II quien es conocido por su amor por el deporte que practicó durante sus años de juventud.

El complejo Turístico y Religioso del Cerro de las Noas es un recinto que abarca varias hectáreas en la cima del mismo y que gracias a la persistencia, entrega y tenacidad del sacerdote jesuita, José Rodríguez Tenorio nos legó a la comarca lagunera de ambos estados; fueron más de cuatro décadas que trabajó arduamente para llevar a cabo la construcción de la figura de Cristo Redentor de 20.80 metros de altura, de la autoría del Maestro Escultor Vladimir Alvarado, en el mismo lugar donde existió uno de menores dimensiones y fue precisamente este lugar que sirvió de cimiento para la construcción de la nueva figura que desde su bendición y con los brazos extendidos "protege" a toda la Comarca Lagunera, mismo que fue bendecido e inaugurado el día uno de abril de 83, hace 36 años, en una ceremonia sin precedentes ante miles de visitantes religiosos de todo el país y habitantes de la comarca lagunera.

Durante su larga estancia en este mundo terrenal, el sacerdote Rodríguez Tenorio (10-06-37 - 05-12-14) no solo dejó a todos los laguneros la imponente figura de Cristo Redentor sino que construyó un hermoso Santuario que es el orgullo y admiración de todos los creyentes, tanto locales, como nacionales y extranjeros que atraídos por el prestigio que ha venido ganando a través de los años, pues se le considera un segundo Jerusalén, acuden a este lugar para admirar todo lo que a su alrededor se ha venido levantando, siendo un buen número de capillas que con su firme construcción a base de piedra que se obtiene de la misma sierra de las Noas ha servido para la construcción de esta "fortaleza medieval" misma que es protegida por una barda perimetral sobre todo su alrededor. Es precisamente en una de estas capillas que guardan los restos de tan querido y admirado personaje originario del estado de Zacatecas, lagunero por adopción, quien pasó los mejores años de su vida en esta comarca donde dejó varias obras que lo inmortalizaran por toda una eternidad. Cómo no mencionar que es en este lugar donde se lleva a cabo la Crucifixión del Redentor y que año tras años, en los días de semana mayor se ha venido llevando a cabo durante más de tres décadas. Otro de los eventos que se han hecho toda una tradición, es la Carrera decembrina de 7 y dos kilómetros que se ha llevado a cabo año tras años desde el 2006 partiendo desde las afueras de catedral de Carmen y punto de llegada a los pies del Cristo Redentor y que está a punto de llevarse a cabo.

Imposible mencionar todas y cada una de las construcciones que nos legó en sus 77 años de vida terrenal, para darnos una idea clara de ellos, es necesario que tanto los laguneros, como los coahuilenses y todos los mexicanos realizáramos un viaje exprofeso a esta ciudad para que dedicáramos no menos de tres días para conocer y admirar tan grandiosa obra y es tan solo entonces, como después de su recorrido entendiéramos cómo fue posible que con la guía de tan solo un hombre se haya podido construir tan monumental obra, misma que aun después de su partida, no se ha dejado de trabajar ni tan solo un día en su engrandecimiento sino también haciendo realidad otro de los proyectos que tenía en mente como era la construcción del Teleférico que partiendo del centro de la ciudad desembocara a un costado del grandioso centro religioso.

Otra de las construcciones que aún vio finalizadas antes de su partida, fue el levantamiento de más de veinte capillas donde destaca una de mayores dimensiones y que fuera dedica a Juan XXIII y Juan Pablo II, dos personajes de la historia religiosa que posterior a su fallecimiento fueron canonizados y finalmente llevados a los altares. Otra capilla al aire libre donde se venera a San Judas Tadeo. El resto de las otras capillas, aunque de menores dimensiones si son de buen tamaño y que poco a poco se han venido ocupando y han sido un grupo de laguneros que se han hecho cargo de remozarlas y dedicarlas a los santos y vírgenes de su devoción y es así como en la actualidad ya se han bendecido varias de ellas donde contamos con las capillas de Nuestra señora de San Juan de los Lagos, la dedicada a San Ignacio de Loyola; la capilla dedicada al Señor San José; la Capilla del Deporte dedicada a San Juan Pablo II; el Santuario dedicado a Nuestra señora de Guadalupe; la Capilla dedicada Santa Rita de Casia, la Capilla de Nuestra Señora de la Estrella; la Capilla de San Juan Bautista de La Salle; la recientemente bendecida (domingo 1 de diciembre) Capilla de Nuestra Señora del Favor que fue sufragada por los amantes del Motociclismo, celebrando así su día. Otra capilla dedicada a Nuestra Señora de la Soledad y que está por bendecirse en el transcurso de unos días más.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...