11 de julio de 2020. notifications
menu desktop_windows
Gómez Palacio y Lerdo

Organizan en Lerdo dos fiestas seguidas en quinta

De inmediato se desalojó a los asistentes y se colocaron los sellos de clausura

GUADALUPE MIRANDA / EL SIGLO DE TORREÓN
LERDO, DURANGO , martes 30 de junio 2020, actualizada 6:38 am

Enlace copiado

La Dirección de Prevención Social de Lerdo clausuró una quinta en la colonia Villa Jardín tras violar en dos ocasiones, de forma consecutiva, los protocolos de salud establecidos debido a la pandemia del COVID-19, al permitir el desarrollo de dos fiestas con grandes concentraciones de personas.

La quinta se denomina "El Chavo", ubicada en la esquina de la calle Flor de Loto y calle Pensamientos del citado sector habitacional, donde se les notificó y multó por primera vez por parte del personal de Prevención Social Municipal el sábado por la noche debido a la asistencia que registraba. Pese a ello, al siguiente día se denunció una nueva fiesta. Fueron los vecinos los que comenzaron a emitir reportes vía telefónica a las diferentes direcciones de Seguridad Pública, Tránsito y Vialidad y la propia Prevención Social, por lo que una comisión de vigilancia se apersonó en el lugar para verificar los reportes.

De inmediato se desalojó a los asistentes y se colocaron los sellos de clausura al exterior del inmueble.

Ante la reincidencia en la violación a los protocolos emitidos por la Secretaría de Salud, este caso será sometido a la Comisión de Salud Municipal para que valore el caso.

FIESTAS PARTICULARES, UN PROBLEMA

Fue apenas el 1 de junio que el titular de Prevención Social, Conrado Antúnez, se reunió con propietarios de 320 quintas privadas en Lerdo, para agradecer su participación durante esta contingencia.

Mencionaba entonces que el principal problema eran las fiestas particulares por lo que reconocía el compromiso de los propietarios por su labor a no organizar estos eventos

Antúnez informó que también el domingo se denunció la reunión de varios jóvenes, la cual se prolongó hasta las primeras horas de ayer.

A los presentes se les exhortó a no realizar este tipo de encuentros debido al riesgo que corren ante la pandemia que se vive por el COVID-19, y que en caso de reincidencia serán detenidos los que participen.

De acuerdo a las denuncias de los vecinos, los jóvenes mantienen sonidos muy altos de la música, orinan en la calle y generan descontento entre los pobladores.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...