11 de julio de 2020. notifications
menu desktop_windows
Nacional

INAH estudiará restos de mamut hallados en Santa Lucía

La investigación implica conocer cómo era el sitio hace 10 mil, 14 mil o 15 mil años

AGENCIAS
CIUDAD DE MÉXICO, martes 30 de junio 2020, actualizada 7:27 am

Enlace copiado

Expertos del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) iniciarán una investigación conjunta de los restos de los 60 mamuts hallados de Santa Lucía y de los 15 localizados en la Capital de la Pirotecnia, a fin de recrear lo que ocurría en esta zona hace más de 14 mil años, según autoridades municipales y federales.

Joaquín Arroyo Cabrales, profesor investigador del Laboratorio de Arqueozoología de la Subdirección de Laboratorios y Apoyo Académico del INAH, junto con tres científicos más, visitaron el Museo del Mamut de Tultepec y la zona de excavación, donde aún se rescatan osamentas.

Arroyo Cabrales, quien también es coordinador del proyecto La Prehistoria y paleoambientes del noroeste de la cuenca de México, precisó que en la investigación también participará el arqueólogo Luis Córdoba Barradas, responsable y titular de los proyectos de rescate de osamentas de mamut Tultepec I y Tultepec II, quien igual ha estado en hallazgos de Coacalco, Tultitlán y Ecatepec.

Los especialistas que ya colaboran en los trabajos de rescate de osamentas también participarán en esta investigación, como son Rubén Manzanilla López, de la Dirección de Salvamento Arqueológico del INAH, y Eduardo Corona Martínez, profesor investigador del Centro INAH Morelos.

Por la relevancia mundial generada en los hallazgos de Tultepec y Santa Lucía, el INAH acordó reunir a un grupo de al menos 12 especialistas, informó Joaquín Arroyo Cabrales.

En un radio de unos ocho kilómetros se va a realizar esta investigación científica a fondo en torno a todo lo que rodea a las osamentas de mamuts encontradas, "para ir mucho más allá del simple rescate", apuntó.

Joaquín Arroyo indicó que evalúan "las dificultades a las que nos enfrentaremos cada uno de los investigadores en sus respectivos campos a efecto de recuperar el mayor número de elementos y hacer una reconstrucción paleo ambiental".

La investigación implica conocer cómo era el sitio hace 10 mil, 14 mil o 15 mil años, entender cómo vivieron, qué comían o con qué otros animales convivían.

"Lo que haremos será leer lo que nos dicen los diferentes huesos encontrados", celebró el científico.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...