Usarán en Madero 'medicina alternativa' contra el COVID, El Siglo de Torreón
03 de diciembre de 2020. notifications
menu desktop_windows
Regionales

Usarán en Madero 'medicina alternativa' contra el COVID

Buscan con el medicamento 'detener la enfermedad'

MARY VÁZQUEZ / EL SIGLO DE TORREÓN
FRANCISCO I. MADERO, COAHUILA, sábado 21 de noviembre 2020, actualizada 9:24 am

Enlace copiado

En el municipio de Francisco I. Madero también optan por aplicar tratamientos "alternativos" como parte de la recuperación de COVID-19, pues el alcalde de Francisco I. Madero Jonathan Ávalos Rodríguez anunció que distribuirá mil tratamientos de Dióxido de Cloro, como parte de una estrategia para detener la enfermedad.

Dicha estrategia dijo se realizará con "un grupo importante de médicos" y el anuncio lo hizo primero a través de su página en Facebook y lo reiteró al tomar la palabra en el acto cívico de la conmemoración de la Revolución Mexicana, pues manifestó que incluso ayer viernes le llegaría las mil dosis.

En su red social hizo un vídeo en vivo, en donde se observa que se encuentra en las instalaciones de la Clínica Internacional del Dolor, la cual se ubica a un costado del edificio de la Presidencia Municipal, donde funciona la Dirección de Salud Municipal.

En la transmisión el edil manifiesta: "Quiero comentarles que el día de ayer (el miércoles) empezamos ya con un curso, muy, muy bueno, de aplicación de Dióxido de Cloro en el que estamos maravillados, estoy muy contento porque a pesar de que en poco tiempo nos hemos reunido con algunos médicos y está dando muy buenos resultados y sé que unos van a creer y otros no. Hay muchos médicos que están en contra, incluyendo personas en general, pero es una alternativa muy pero muy buena que está curando a mucha gente y me atrevo a decirlo incluso como médico".

El edil reitera que decidió comprar alrededor de mil dosis para la gente de Madero, porque lo más importantes que nadie fallezca y que todos tengan la posibilidad de vivir y dice que el tratamiento no es obligatorio, es para la gente que le necesite.

"De todo corazón, se lo vamos a proporcionar con la dosis requerida con la dosis que se necesite el paciente y pues la vamos a atender en este importante Centro de Salud de la Presidencia Municipal, que la gente que empiece con síntomas, pues inmediatamente se lo vamos a proporcionar y hemos visto que estaban con saturación de oxígeno de 70 y con la administración de Dióxido de Cloro han aumentado increíblemente a 90 a 95 y que siguen con su tratamiento y su protocolo, pues les está yendo muy bien yo estoy muy sorprendido, muy contento porque es una muy buena noticia para nuestro Madero y que se que con esto vamos a ayudar a muchísima gente".

El presidente municipal menciona solo se va a pedir los pacientes, que firmen una hoja de consentimiento informado, por las "cuestiones de que hay gente en contra y no permite que demos estos tratamientos".

Se pidió información al respecto a titular de la Jurisdicción Sanitaria número siete Rocío Quiroz y solo mencionó que es de ordenamiento federal los registros para medicamentos u otras sustancias que se utilizan para cualquier tratamiento médico.

El 23 de julio del presente año la Comisión Federal de Protección Contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS) emitió un boletín informativo en donde alerta sobre el riesgo que representa el uso del Dióxido de Cloro o Solución Mineral Milagrosa y resalta que no cuenta con evidencia científica que determine el uso de dicho producto para el tratamiento de ninguna enfermedad.

Además señala que la autoridad sanitaria no ha autorizado registros de medicamentos que contengan en su formulación las sustancias Dióxido de Cloro, Clorito de Sodio o sus derivados. La población debe seguir las indicaciones establecidas por las autoridades sanitarias para la prevención y tratamiento del COVID-19. El dióxido de cloro es un gas de color amarillo o amarillo-rojizo utilizado como blanqueador en la fabricación de papel y en el proceso de tratamiento de agua. Al entrar en contacto con el agua reacciona para formar iones clorito. Ambas sustancias químicas son altamente reactivas y al ser ingeridas pueden provocar irritación de la boca, el esófago y el estómago, se pueden presentar náuseas, vómito y diarrea, además de trastornos cardiovasculares y renales.

La Organización Panamericana de la Salud (OPS), autoridades Sanitarias de diversos países, entre ellas la COFEPRIS suman esfuerzos para prevenir el uso de esos productos, mismos que se comercializan de manera irresponsable para la prevención y el tratamiento de diversas enfermedades entre ellas, cáncer y COVID-19 y se pueden encontrar a la venta ilegalmente en internet y en algunos establecimientos de atención médica, cuyo principal uso es como desinfectante industrial.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...